Historia

Provea

Historia

Origen: ¡con visión de futuro!

Las predicciones dicen que en 2050 se duplicará el porcentaje de gente de más de 65 años, y que las personas centenarias se multiplicarán casi por 20

La Fundación Provea se crea en el año 2003 para dar respuesta a la desprotección e indefensión a la que a menudo se encuentran inmersas las personas mayores.

El impulsor del proyecto fue Juan Carlos Giménez-Salinas Colomer, abogado y fundador del bufete Giménez-Salinas. Sensibilizado por la problemática que afecta a algunas personas mayores (soledad, pérdida de capacidad cognitiva, limitaciones físicas, abusos económicos...) y, debido a las constantes consultas a lo largo de su vida profesional, vio la necesidad de protegerlas . Creó la Fundación con la complicidad de un grupo de personas de diferentes ámbitos, sensibilizadas con las personas mayores, y con la colaboración de dos organizaciones, FIATC Seguros y el Club Rotary Barcelona Les Corts, con la intención de promover medidas jurídicas de protección.

Desde sus inicios, el bufete de Abogados Giménez-Salinas apoya jurídicamente a la Fundación. Los cambios demográficos experimentados en los últimos años (aumento de la esperanza de vida y disminución de la natalidad) han provocado un aumento significativo de este colectivo que seguirá creciendo en los próximos años. Provea nace con visión de futuro!

Old Hands. Black and white

Colabora

La razón de ser de Provea es la protección de las personas mayores que se encuentran en situación de vulnerabilidad. Nuestro objetivo es defender sus derechos, procurar su máxima autonomía y velar por su bienestar. En especial, en aquellos casos de incapacidad donde la Fundación ejerce de tutor legal de la persona.

Queremos garantizar la máxima calidad de vida para las personas mayores y el derecho a una vejez digna.

Ir al contenido